Chile travel

Chile, destino mundial para el Turismo Aventura

Las grandes barreras geográficas que componen Chile, como el Desierto de Atacama por la parte norte, el Océano Pacífico que recorre toda la costa por el oeste, la imponente Cordillera de los Andes en el este y la Patagonia con el territorio antártico en el extremo sur, dan un carácter distintivo que permite la práctica de actividades de aventura en lugares donde el hombre prácticamente todavía no ha puesto sus pies. Estas son algunas de las razones de por qué Chile fue elegido por segundo año consecutivo en los World Travel Awards, como el destino líder de turismo aventura de Sudamérica.

Y es que Chile es el lugar ideal para los amantes de la adrenalina y de quienes disfrutan admirar paisajes de belleza natural. Descender de montañas y volcanes esquiando, practicar deportes náuticos como buceo, surf, kayak y kitesurf en la inmensidad del océano Pacífico, deslizarse por las dunas del desierto en sandboard, cruzar extensiones de bosque nativo en canopy y realizar fly fishing en los ríos de la Patagonia, son algunas de las alternativas para disfrutar de las aventuras y los deportes.

Turismo Aventura a lo largo de Chile

.-Norte y Desierto de Atacama

Los más de 4.000 kilómetros de costa chilena, son un verdadero paraíso para los amantes del surf. Buen clima todo el año, templadas aguas y cuna de la salvaje ola bautizada como “El Gringo”, transforman a Arica en destino obligado de surfistas de todo el mundo. En Iquique, los deportistas sacan aplausos con magnificas performances arriba de sus tablas, gracias a la perfecta formación de tubos que regala playa Cavancha.

Para los especialistas que practican el parapente, la ciudad de Iquique está considerada como uno de los 10 mejores lugares del mundo para volar. En esa zona, entre el Desierto de Atacama y el Océano Pacífico, no sólo se dan las mejores condiciones para el sobrevuelo, sino que también hay un clima templado que invita a disfrutar de las playas y la vida al aire libre.

Algunos kilómetros más al sur está San Pedro de Atacama, pueblo ubicado en medio del desierto más árido del mundo y base para explorar y recorrer este impresionante entorno. Ahí están el Salar de Atacama, el Valle de la Luna, Los Geysers del Tatio, la Cordillera de la Sal, entre tantos accidentes geográficos que motivan la exploración y la aventura.

En San Pedro de Atacama también se puede hacer trekking en la Laguna Lejía, desde donde se puede comenzar una excursión a más de 4 mil metros de altura, que incluye el avistamiento de volcanes, cerros y la impresionante Laguna Miscanti. Los volcanes rodean San Pedro de Atacama son vigilantes permanentes del paisaje. Escalarlos es toda una experiencia que requiere por lo menos dos días de viaje. Destacan el Licancabur, el Láscar y el Llullaillaco.

Para quienes practican el montañismo, el volcán Ojos del Salado es uno de los grandes desafíos en todo el planeta. Con sus 6.893 metros de altitud es el más alto del mundo. Una tarea para experimentados que pone a prueba las habilidades de todo montañista.

El Desierto de Atacama, el más árido del mundo, desafía a pedalearlo en bicicleta, recorriendo sus gigantescos salares. Al descender por las rutas costeras del Parque Nacional Pan de Azúcar, se pueden ver sus aguas color azul profundo, que renovarán las energías de los aventureros para continuar el viaje.

Un buen lugar para bucear en el norte es la Reserva Nacional Pingüinos de Humboldt, cercana a la Caleta Chañaral de Aceituno o Punta de Choros. En el lugar, además del fondo marino, se pueden observar pingüinos, lobos marinos, nutrias e incluso ballenas.

Surf Arica

Surf Arica

.-Zona central e islas

Aunque están en extinción, Chile cuenta con más de 2.000 glaciares, la mayoría de ellos desconocidos. Cercanos a Santiago, la capital, es posible acceder a ellos en caminatas de 4 a 5 horas. El Glaciar El Morado está hacia el interior del Cajón de Maipo y su ruta de acceso permite ver como se pasa rápidamente del entorno urbano a la vegetación mediterránea en poco más de una hora. Para los principiantes, en Santiago la Sierra de San Ramón y los cerros urbanos, como el Manquehue, son una excelente alternativa.

El buceo es una de las actividades más destacadas en las islas. El paraíso submarino del archipiélago de Juan Fernández, cuenta con aguas transparentes, una inmensa densidad de peces, además de morenas, langostas y el juguetón lobo de mar de dos pelos. Las aguas templadas y cristalinas de la Isla de Pascua, sorprenden con una visibilidad privilegiada de entre 40 y 60 metros de distancia. En el mundo submarino hay misteriosas cavernas para explorar, y se puede descubrir el Moai sumergido en el arrecife de Las Áncoras. Ya en el continente, en la zona central, otros lugares para bucear son Los Molles y Pichidangui, cerca de Zapallar, o Quintay, próximo a Valparaíso, donde se puede bucear alrededor de un naufragio.

Durante el invierno la nieve que cae en la zona central de la Cordillera de los Andes da paso a las mejores pistas de esquí del cono sur. Actividades para expertos, principiantes, excursionistas y aventureros son las que ofrece la imponente montaña, columna vertebral que recorre todo el territorio chileno. Destacan, por supuesto, el esquí, pero también el snowboard, el tubbing, el randoné y las caminatas con raquetas.

Un imperdible de la zona central son los senderos del Parque Nacional La Campana, cerca de Valparaíso. Declarada Reserva Mundial de la Biósfera, el hiking incluye una caminata de 8 horas que va recorriendo maravillosos caminos con palmas chilenas centenarias.

Aquí también se encuentra la llamada capital mundial del surf. Punta de Lobos, en Pichilemu, recibe a los amantes de la adrenalina con olas, que superan los 4 metros de altura y corrientes marinas, que entregan condiciones envidiables para deslizarse sobre el mar. Y en balnearios como Dichato y Buchupureo, cercanos a Concepción, el choque de las olas con las rocas pone a prueba las destrezas de los surfistas.

El kayak, se concentra desde la zona central hasta la Patagonia, con rutas de distinta intensidad, pero siempre acompañada de magníficos paisajes y abundante fauna nativa. Para comenzar probando el equilibrio, se recomienda probar en los tramos más tranquilos del río Maipo en la región Metropolitana, para luego sumergirse en las aguas del Valle del Maule.

En cuando al rafting, los ríos del centro y sur de Chile son una fascinante experiencia de aventura y adrenalina. Sus impresionantes descensos, gran caudal y abruptas desembocaduras en el Océano Pacifico, lo convierten en una delicia para el rafting. Para los más principiantes, se pueden probar las habilidades arriba de una balsa en corrientes de poca intensidad como la del Río Maipo, a pocos kilómetros de Santiago. Para vivir la experiencia en grupo, el Río Claro, ubicado en la Reserva Nacional Siete Tazas, es el lugar ideal.

Kayak-Parral

Kayak-Parral

.-El sur y la Patagonia

El Parque Nacional Huerquehue sorprende con el Lago Caburgua y el Parque Nacional Villarrica con la ascensión al cono del volcán. En estos exigentes parajes la escalada debe realizarse con ayuda de crampones, que permitan acceder a la cima. Esto también es posible hacerlo en Las Torres del Paine, donde aún se pueden atravesar rutas totalmente vírgenes.

Para aquellos con más técnica con el kayak, en las cercanías de Pucón se puede probar suerte en el río Trancura o disfrutar de boscosos paisajes en los lagos Caburgua, Calafquén, Conguillío y Riñihue.

Si se desea una recorrer una mayor velocidad en rafting, los centros turísticos de rafting cercanos a Pucón son una buena opción, en los ríos Trancura y Liucura de clase IV y V. Si eres un experto, el gran desafío es atravesar el río Futaleufú en plena Patagonia. Rodeado de un paisaje sobrecogedor, sus rápidos clase V, que se caracterizan por su larga extensión, cuentan con buen caudal y emocionantes bajadas. Otro imperdible es el Río Baker: su turbulencia y aguas color turquesa harán de esta aventura un recuerdo inolvidable.

La Carretera Austral, que tiene más de 1.200 kilómetros que van desde Puerto Montt hasta Villa O’Higgins, es un lugar ideal para los amantes de las bicicletas. La mayor parte de la ruta está compuesta por guijarros y se requiere un espíritu aventurero y paciencia para visitarla, porque la travesía puede ser dura. Sin embargo, el esfuerzo por recorrerla tiene su recompensa, ya que a cada kilómetro hay siempre lugares para fotografiar: bosques, ríos, cascadas, lagos, fiordos, montañas y glaciares. Este lugar también es ideal para practicar fly fishing, como por ejemplo en el río como Simpson y Baker. En el sur de Chile, también se puede realizar la pesca con mosca, trolling y de arrastre. Una alternativa es contratar un servicio de hidroavión para ir a territorios vírgenes, como las aguas del río Grande en Tierra del Fuego, donde se puede atrapar una trucha marrón gigante, especie que puede pesar más de 15 kilos. Éstos son verdaderos trofeos para los pescadores expertos, que practican la devolución para conservar el medioambiente.

Para los amantes del hiking y del trekking, la Patagonia es un destino imperdible que ofrece decenas de parques y reservas nacionales con recorridos de variados niveles de dificultad. Entre ellos, el parque Torres del Paine, en la Patagonia chilena. Este lugar fue declarado Reserva Mundial de la Biósfera por la UNESCO en 1978. Es un espacio protegido de 227 mil hectáreas con un entramado de ecosistemas entre lagos, glaciares, ríos, extensas praderas, cascadas, bosques y sus particulares torres de granito, las que han posicionado a Chile como uno de los mejores destinos naturales del planeta, de acuerdo a la revista National Geographic Traveler. El parque tiene algunas de las mejores rutas del mundo para recorrer. Uno de sus circuitos más famosos, el de la W, que fue seleccionado por la revista Lonely Planet como el mejor trekking del mundo de múltiples días, pero sin demasiada altitud. Para los más aventureros, está el circuito de la O.

Las caminatas sobre hielo, son un sobrecogedor panorama. En la Patagonia chilena está una de las mayores extensiones de hielo del mundo, sitio ideal para la práctica de esta aventura. Recomendamos recorrer las milenarias construcciones de agua congelada, que se esconden en Los Parques Nacionales Torres del Paine y la Laguna San Rafael y explorar la aventura y descubrir las variadas grietas, ríos y túneles, que se forman entre glaciares, mientras se recorre el Ventisquero del Yelcho en la Carretera Austral.

Hiking Torres del Paine

Hiking Torres del Paine

 



SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER